5 cosas indispensables que ver y hacer en Mallorca


Mallorca es la auténtica perla del Mediterráneo que brilla con luz propia en todas las estaciones del año. Esta isla de apenas 100 kilómetros cuadrados, ofrece alternativas que van de la playa a la montaña sin que apenas nos demos cuenta, por eso no es de extrañar que se trate del destino favorito para gran parte de Europa con un turismo que esta comenzando a desestacionalizarse gracias a explotar (en el buen sentido de la palabra) sus paisajes, historia, gastronomía, monumentos y, por supuesto, sus oferta de miles de actividades que harán enamorarte de Mallorca.

Preparad una buena mochila porque… ¡nos vamos a conocerla! y a orientaros en las 5 actividades que no puedes dejar de hacer en tu visita a Mallorca.

     • Si algo tiene una isla son playas, y por ello no podemos dejar pasar la oportunidad de practicar kitesurf mallorca, una practica deportiva que se basa en el deslizamiento sobre el agua de una tabla propulsada por una cometa unida a tu cuerpo mediante un arnés, lo cual te hará navegar en tu tabla sobre las olas o realizar maniobras en el aire.

 

El kitesurf ha adquirido una gran popularidad, gracias a su espectacularidad y accesible aprendizaje gracias a las escuelas especializadas de reconocido prestigio como WaterSports Mallorca, donde la experiencia camina de la mano con la pasión del sol y la arena.

 

      • Los encantos de Mallorca no acaban allá donde la vista llega, y es por eso que debemos viajar al autentico corazón de la isla. Situadas en la costa oriental de Mallorca, concretamente en el pueblo de Porto Cristo, las Cuevas del Drach constituyen uno de los principales atractivos turísticos, y son, sin duda alguna, unas de las más destacables de la isla, ya que presentan un desarrollo horizontal cercano a los 1.200 metros de longitud y una profundidad, en su cota máxima de 25 m. bajo la superficie. Las cuevas esconden en su interior un gran lago subterráneo, el Lago Martel, considerado uno de los mayores lagos subterráneos del mundo

     • Sin llegar al nivel de su vecina Ibiza, la noche en Mallorca cuenta con una impresionante oferta de discotecas donde animarse a tomar algo. No puedes acabar unas vacaciones sin relajarte, y tanto si eres de los que les gusta tomarse una e irse a la cama como bailar hasta el amanecer, Mallorca sabrá qué ofrecerte.

     • El dulce típico por excelencia de Mallorca son las ensaimadas, y como el turismo sin gastronomía es menos turismo no puedes dejar pasar la oportunidad de mancharte la ropa de su característica masa azucarada, fermentada y horneada.

     • Mallorca ofrece una variedad de centros hípicos disponibles para aprender, mejorar tu técnica o simplemente, para disfrutar de un paseo a caballo. Toma las riendas y disfruta del precioso paisaje de Mallorca montado sobre un caballo. Tanto si quieres pasear por bosques o montañas, saltar, jugar a horseball, o simplemente aprender a montar, aquí encontrarás el centro de hípica ideal.

 

Mallorca sorprende y mucho. Lejos de esa imagen pre-concebida de Mallorca como muy glamurosa, postureo y playa, fiesta, playa, debemos descubrir sus preciosos lugares, con un encanto especial y rodeados de una naturaleza de excepción donde practicar 101 actividades que no olvidaremos.